Hermanas Tortuga de la Diosa Tanit

Somos un círculo dentro de un círculo sin principio ni final


Deja un comentario

Magia, purificación y luz en el temascal

Este último viernes, 15 de abril de 2016, con la energía y pasión de Venus en Aries celebramos en la Casa Tortuga el primer temascal del año. En esta ceremonia mágica ocurrieron tres circunstancias que hasta ahora no había presenciado: el fuego se encendió a la primera con una sola cerilla; hizo poco humo aunque la única columna gris decidió salir justo por el hueco en el que no había ningún participante, y finalmente, nos mostró toda su magia de color, del dorado al rojo rubí para regalarnos unas puntas de verde esmeralda. ¡Todo un espectáculo de amor!

Fue Roxana quien hizo de Mujer del Fuego, y parece que a este elemento apasionado le gustó su presencia y su respeto.

Empezamos alimentando el fuego con los latidos del tambor, conectadas profundamente con la Madre Tierra y su sentimiento de esa noche. La luna nos guiñaba un ojo desde lo alto.

51c7f3dc-0be5-4bc7-a298-4298de14d7d5

Al principio era pequeñito y vimos cómo crepitaba, ascendía, se balanceaba, bailaba para nosotros en una danza eterna calentando a las abuelitas piedras escondidas en su vientre, que, más tarde, cuando estuvieran al rojo vivo, nos regalarán todo su poder de trasmutación, sanación y purificación. Los tambores hablan por sí solos, las canciones de temascal van surgiendo de nuestras gargantas, la energía se hace presente más y más fuerte conforme el fuego se ilumina con destellos verdes.

19873a49-e7b6-4259-b4d6-77d214333a0d

497ee2bd-e104-46a9-b702-d03e482f5d68

cebd37f1-aef9-4e0d-9ca7-71bf1eb7eb6a

Cuando el fuego está fuerte y potente da comienzo la purificación de cada uno de los participantes en el temascal con copal. Del fuego se cogen unas brasas en las que se colocan unos granos de copal, y con ese ese humo resultante se envuelve el aura de la persona al son de maracas y tambores para lograr una purificación más plena.

6a22ec4b-e1a6-4b1d-a2ba-aabc9d21350b

df8aa13b-d5af-4ecf-afd6-6610095e06a3

7d65a1f4-03d1-4507-a179-d6d450ee4f33

Cuando todos los participantes hemos pasado por la purificación con copal vamos entrando a la cabaña de sudación de forma respetuosa y armónica. A oscuras, como si estuviéramos dentro del vientre de la Madre Tierra, comenzarán las transformaciones personales según se vayan sucediendo las cuatro puertas dedicadas a los cuerpos físico, emocional, mental y espiritual.

7e0ce10f-6a71-4b10-b8a9-c6ca5539eb8c

Temascal en Fuerteventura

Temascal en Fuerteventura

Temascal en Fuerteventura

Temascal en Fuerteventura

Y el fuego bailarín se transforma en brasas ardientes que dan cobijo a las piedras que la Mujer del Fuego irá introduciendo con cada puerta mágica en la cabaña de sudación, a las que Dagmar refrescará con una infusión de hierbas medicinales para que suelten el calor en forma de vapor. Las ceremonias de temascal son una poderosa terapia de conexión con los cuatro elementos: tierra, aire, fuego y agua, que logra conectar con las memorias ancestrales que guardan nuestras células para sanarnos, aliviarnos de nuestras cargas y dejarlas partir.

Si quieres saber más puedes buscar en nuestro blog la palabra ‘temascal’ y te aparecerán distintas experiencias vividas por este grupo de experimentación de Fuerteventura.

 

 


Deja un comentario

Ceremonia de Agua con la Luna Llena de octubre

Ceremonia Agua octubre 2014

Una Ceremonia de Agua es un acto de amor hacia nuestros hermanos cetáceos, delfines y ballenas, y a todos los habitantes del océano. En esta pasada Luna Llena en Aries, las energías del cambio estaban tan presentes, que el ser que transportó la jarra de agua entre todos los participantes fue una niñita, Luna, a la que hemos visto mamar.

Ceremonia de Agua octubre 2014

Ceremonia de Agua octubre 2014

Ceremonia de Agua octubre 2014

Ayudada por un adulto, Luna fue pasando la jarra de agua entre todos los participantes, una vez que Consuelo abrió la Ceremonia. Luego, cada uno de nosotros fue mandado al agua las energías más bellas de su Ser: amor, alegría, unión, sanación, armonía, belleza, perdón y luz hasta que, una vez que la jarra pasó por todas las manos, fue entregada a las aguas por la persona de más edad, acompañada por un hombre para equilibrar las energías femenina y masculina.

Ceremonia de Agua octubre 2014

Los tambores sonaron marcando el ritmo de la marcha hacia el mar. Las aguas nos agradecieron el regalo con su rumor y su brillo.

Ceremonia de Agua octubre 2014
Ceremonia de Agua octubre 2014

Ceremonia de Agua octubre 2014


Deja un comentario

Temascal en la Luna de octubre de 2014

Temascal en octubre

Temascal en octubre 2014

Fuego, agua, tierra, aire, cuatro elementos que están presentes en nuestras celebraciones y sanaciones. El temascal, como hemos explicado en otros post es una ceremonia de sanación y purificación de nuestros cuatro cuerpos: físico, emocional, mental y espiritual mediante los vapores desprendidos en la cabaña de sudación. Las piedras calentadas al rojo vivo en el fuego del temascal, e introducidas en el hueco central a manera de útero de la Madre Tierra por el Hombre/Mujer del Fuego se van apagando con la infusión de hierbas medicinales vertida en ellas. Los vapores olorosos desprendidos hacen que cada poro de nuestra piel expulse las toxinas que sobran en nuestro organismo.

Temascal en octubre 2014

Temascal en octubre 2014
Las llamas empiezan a crepitar una vez que se despeja el humo, los tambores cambian el ritmo para acompañar canciones que invocan la energía y el poder de los seres que se disponen a participar en este antiguo ritual practicado por las antiguas tribus que vivieron en Norteamérica como los hopi o los lakota, mientras la sanación y la alegría empiezan a fluir. La purificación de nuestra aura con copal es el paso previo a la entrada en la cabaña de sudación donde se sucederán las cuatro puertas correspondientes a nuestros cuatro cuerpos principales.

Las energías de cada temascal van cambiando, lo mismo que la de todos los participantes, y compruebo una y otra vez cuáles son mis ‘cuerpos débiles’ o cual se siente más afectado o alterado.
¡La experiencia siempre es nueva y purificadora!
Les dejo un link de otro temascal ya publicado. https://hermanastortugadeladiosatanit.wordpress.com/2013/10/29/temascal-en-luna-llena-de-aries/

Temascal en octubre 2014

Rosana en el temascal de octubre 2014

Temascal en octubre 2014


1 comentario

Por qué hacemos Ruedas de la Medicina

Rueda de la Medicina
“Medicina es cualquier cosa que mejora tu conexión con el Espíritu de Dios, con el Gran Misterio de la vida y con toda la vida”
Lin Ekstam

El origen de la Rueda Medicinal se remonta a civilizaciones tan antiguas como los celtas, los wiccas, los paganos, los nativos americanos o los mayas. Es un Mandala de Sanación que nos purifica tanto al interior como al exterior, eleva nuestra alma y recarga nuestro espíritu. Es un círculo mágico que abarca toda nuestra vida. La versión de la Rueda que se utiliza con más frecuencia proviene de la tradición lakota de las tribus de América del Norte, aunque según los Mayas nos permitía recordar claves para la Iluminación de la Conciencia mediante la detección de bloqueos/desarmonías y su consecuente equilibrio, facilitándonos la expansión para convertirnos en Seres de mayor capacidad y soberanía sobre nuestras vidas, y alcanzando los objetivos que nos tracemos.
Así, el significado que se le atribuía a la Rueda Medicinal desde estos tiempos era profundo, místico y sagrado por su carácter sanador y armonizador, dentro y fuera de nosotros mismos.
La rueda se divide en cuatro cuadrantes que se corresponden con los puntos cardinales. El círculo dividido en cuatro, el mismo que en la cruz celta, es un antiguo signo de totalidad.
La rueda no sólo representa la orientación en términos de dirección, también indica el paso del día a la noche y al nuevo amanecer, y traza el ritmo del año. Comienza con la primavera, sigue con el verano, el otoño, el invierno, y de nuevo la frescura de la primavera. La vida humana también queda reflejada en ella, desde el nacimiento, pasando por la juventud, la madurez y la muerte, pues a la visión despierta le resulta evidente que la vida no comienza con el nacimiento ni termina con la muerte: todo es circular, se repite, se transforma y se vuelve a repetir en una octava mayor de la espiral.

¿Cómo se hace una Rueda de la Medicina?
Lo más importante es la intención cuando estás colocando las piedras para sanar al planeta y a los seres humanos. La primera piedra que se coloca es la del centro, y luego los cuatro puntos en las cuatro direcciones. Después se va rellenando cada cuadrante. Cuando la tienes hecha pones unos inciensos en el centro, y si puedes alguna vela, si no tienes nada también funciona sólo con la intención. Si tienes a mano unos granos de maíz serán un regalo a la Madre Tierra. Y dices:
‘Rueda de la Medicina, yo te convoco, tu eres sagrada” por tres veces.
Rueda de la medicina
Al Este, la libertad
El Este es el punto cardinal por el que sale el Sol y se asocia con el elemento aire. Representa los ideales elevados, los nuevos comienzos, lo que nos permite tener una visión panorámica de la vida. Es iluminación e integración, libertad y movimiento. En este punto nos elevamos y nos expandimos, por eso representa tus primeros años de vida en la Tierra. Su color es el amarillo, su animal totémico es el águila que vuela alto y posee una vista de largo alcance, y su cuerpo celestial asociado es el Sol. Es el momento de la encarnación, de la entrada en la materia y la infancia. En el Este determinamos cómo emplearemos las energías a todos los niveles.
Al Sur, los sentimientos
El poder medicinal del Sur está centrado en los sentimientos y las emociones. Es intuición, conexión íntima con la espiritualidad. Simboliza los sueños sagrados, las impresiones psíquicas y el conocimiento interior. Este punto cardinal nos permite relajarnos y curarnos a través de las emociones. También se relaciona al crecimiento de tu ser, pasando de niño a adolescente, simboliza el desarrollo de la percepción del mundo, y el desarrollo de tus capacidades. El Sur está relacionado con el mediodía, el verano, el color rojo. Es la época de la juventud, la época en que aún creemos, somos inocentes y nos preocupamos por nuestros sentimientos y por lo que nos rodea. El elemento del Sur es el fuego y su cuerpo celestial la Luna, reina de las mareas. Su animal totémico es el ratón. Con el ratón aprendemos la importancia de observar cuidadosamente, de ser en verdad quienes somos y estar en realidad donde estamos, algo necesario para tomar decisiones inteligentes. El sur representa el reino vegetal, el que aporta la energía y es el lugar “cercano”.
Al Oeste, la transformación
Llegamos ahora al Oeste, dirección del elemento Agua, de la noche y el otoño. Su color es el negro o azul profundo, y es el hogar del reino mineral de la vida infinitamente lenta y silenciosa que se desarrolla sobre la Tierra. Su aspecto humano está relacionado con el cuerpo físico y por ello podemos asociar la función de las sensaciones, según Jung -el uso de los cinco sentidos ordinarios, lo “real”-. El Oeste corresponde a la madurez, la época en la que tenemos la fuerza para hacer cosas, para ayudar a otros -jóvenes y viejos- de forma práctica y activa. Este punto cardinal representa la alquimia que se produce cuando se desecha lo viejo y se abraza lo nuevo. Simboliza la transformación de los cánones y las costumbres antiguas. Es purificación y renovación.
Su animal totémico es el oso gris, el más fuerte de todos, el que se cura a sí mismo con su conocimiento instintivo de las hierbas y que conoce la necesidad de prepararse para el futuro. Su cuerpo celestial asociado es la Tierra. El Oeste es el dominio de los poseedores de la energía, el lugar para “mirar por dentro”. Simboliza la madurez del ser, la edad adulta el pensamiento trascendental y la transición y fin del ciclo
Al Norte, la sabiduría
Finalmente estamos en el cuadrante consagrado al Norte, donde el color es el blanco de la nieve, de acuerdo con el invierno. Este punto cardinal simboliza el arraigo y la conclusión. Nos permite conectar con nuestro conocimiento interior, comprender mejor la Rueda de la Vida en unión con la Rueda del Año, y llegar a las raíces de nuestro Ser.
El Norte se corresponde a la medianoche y su cuerpo celestial lo constituyen las estrellas. Su elemento es la tierra y se asocia con el conocimiento y la sabiduría. En términos humanos, éste es el dominio de la mente y está asociado con quienes reciben energía: el reino animal. Su animal totémico es el búfalo. El búfalo era de vital importancia para los indios norteamericanos, que lo utilizaban todo de él: su carne para comer, la piel para ropas y tipis, los huesos para armas y utensilios. Los búfalos no eran explotados, eran honrados, al igual que todos los animales, como manifestaciones del Gran Espíritu. Correspondiente a la vejez y a la muerte, y también al tiempo indefinible entre las encarnaciones, el Norte es el “lugar del conocimiento”.
El centro de la Rueda de la Medicina simboliza la Madre Tierra y el Gran Círculo periférico, simboliza el Gran Espíritu Creador.
Como este espacio es sagrado, tus cantos y oraciones deben purificar lo que te rodea, así mismo puedes hacer un llamado de nuestros hermanos animales, espíritus de la Naturaleza, Espíritus de Luz y conectarte a través de ellos a la multidimensionalidad de tu Ser.
La ceremonia suele finalizar con canciones a la Madre Tierra.

Esto son pequeñas indicaciones, aunque hay que tener en cuenta que estás manejando energía y hay que actuar desde el corazón. Si surge otra cosa, se hace.

Con información de:
http://www.mind-surf.net/forochaman/articulo26.htm”>http://www.mind-surf.net/forochaman/articulo26.htm
http://hermandadblanca.org/la-rueda-medicinal-un-circulo-sagrado-un-mandala-de-sanacion-y-proteccion/


Deja un comentario

Ceremonia de Agua este jueves día 16 de enero de 2014

Las Hermanas Tortuga estuvimos haciendo un calendario de actividades energéticas para este año 2014, según lo fuimos sintiendo con una serie de meditaciones. Una de las actividades en la que pueden participar todas las personas que lo deseen es la Ceremonia de Agua que llevaremos a cabo con cada Luna Llena.
Tortuga galáctica
Así, este próximo jueves, 16 de enero, nos reuniremos en la zona de Las Agujas, en Corralejo, a las 9 de la noche. Si te apetece participar ven abrigada porque al lado de la playa siempre corre la brisa marina.


2 comentarios

La Mirada del Otro

Intercambio de miradas
Sumergirte en la mirada del otro a través de sus pupilas, hundirte en sus profundidades, sentir ese presente eterno en ti a través del Ser que tienes enfrente, compartir sin palabras que tu eres el otro y el otro es tu, y seguir mirando, aunque venga algún parpadeo, se suelte alguna lágrima indiscreta, sientas tu alma desnuda y no te importe, sigues mirando los ojos que tienes frente a ti.

Esta práctica la realizamos con dos parejas distintas, dos energías diferentes unidas en la corriente de la Unidad.


2 comentarios

Las Sombras de la Caminata Nocturna

Preparadas para iniciar la Caminata
Comenzamos la Caminata Nocturna por un barranco cercano en la playa de Pozo Negro, en plena noche, con la compañía de las estrellas, los guardianes encerrados en las montañas, y el lecho de arena como suelo blando para nuestros pies. Íbamos a encontrarnos con nuestras propias sombras, aunque en realidad no lo sabíamos, ni tampoco dónde íbamos ni cuanto tiempo iba a durar. A ritmo de maraca, a la distancia de un brazo y levantando los pies para no tropezar seguíamos en silencio a la persona que estaba delante de nosotros escuchando los sonidos, oliendo el aire, atentas y entregadas a este ejercicio chamánico.
Preparadas para la Caminata
Así estuvimos un buen rato, un tiempito en el que nuestra mente aprovechó para sembrar pensamientos de dudas, resistencias personales, miedos ancestrales, rechazo al propio experimento, ira, rabia, envidia, al fin y al cabo sombras nada más.

¿Y cómo debemos de tratar a nuestras sombras para trascenderlas?
En primer lugar reconociendo que forman parte de nosotros mismos, dándole las gracias, tratándolas con amor, eso también soy yo, abrazándolas, bailando con ellas, y dejándolas marchar.

Finalmente, llegamos a un recodo del camino donde previamente se había construido una rueda de la medicina. Allí formamos un círculo, nos dimos las manos, respiramos para conectar con nuestro propio poder, y meditamos conscientes de nuestra luz y nuestra sombra.

Luego emprendimos el camino de regreso.