Hermanas Tortuga de la Diosa Tanit

Somos un círculo dentro de un círculo sin principio ni final

Luna Llena de Tauro con Sol en Escorpio

Deja un comentario

Realmente fue un espectáculo disfrutar de la puesta de Sol en uno de mis lugares favoritos en la isla de Fuerteventura: las Dunas de Corralejo. Hay un grupo de gentes que van a meditar al kilómetro 22 en Luna Llena, Nueva, o Creciente. La arena blanca y coralina del desierto de las Dunas estaba húmeda porque había llovido la noche anterior. El aire era de una pureza estremecedora, la energía casi la podías tocar con las manos, solo se oía el silencio y nuestra respiración.
Al llegar, el Sol estaba desapareciendo en el horizonte dejando una estela radiante de colores a su paso, y enfrente, sobre el mar, la Luna Llena apareció rosada, dorada, hasta que poco a poco se fue haciendo más luminosa y blanca.
Pudimos sentir la energía nueva y transformadora que está saliendo de la Madre Tierra en este tiempo para liberarla y liberarnos. Una energía que nos llegaba a través de nuestros pies, hasta el chacra del corazón, para desde allí, unirnos con la energía del Gran Sol a través de nuestro cuerpo de luz. Puede sonar muy místico, pero en realidad fue una experiencia amorosa, transformadora y llena de paz.
A veces las imágenes se quedan sólo en tu memoria y no puedes hacer las fotos que quieres. ¡Ahí están, para contarlas, y poder en marcha nuestra capacidad de visualización! Acepto.
Por cierto, éramos siete mujeres.

Anuncios

Autor: Susana Pintos

Este viaje te ayuda a encontrarte con tu alma.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s